viernes, 21 de mayo de 2010

La metamorfosis

Cuando una se convierte en madre sufre una serie de cambios, y no voy a hablar de los kg extra ni del flotador que se queda en la cintura (bueno a algunas).
Por ejemplo, el oído se desarrolla muchísimo, por la noche en cuanto el niño hace ah ¡ la madre ya está alerta, alguna amiga mía me ha dicho que oía como caía el chupete, yo a tanto no he llegado, pero me lo creo. Aún no se porque en el padre no se activa esta parte del oído, según mi amiga N. es porque no le das una patada lo suficientemente grande, os aseguro que las he dado pero ni por esas.
Un cambio más sutil es el efecto espejo. Yo creía que a mi no me iba a pasar, pero me ha pasado. Se manifiesta de una manera sencilla y clara, cuando doy de comer a mis hijos abro la boca, no lo puedo evitar os lo aseguro, hago fuerza pero ni por esas, la boca se abre sola, y ya no entramos en como saco la lengua para limpiarme los labios cuando mi hijo tiene puré, en los suyos¡¡¡.
Se que es el primer paso para convertirme en la madre ventrilocuo, son las que vocalizan lo que están diciendo sus hijos, he visto tal grado de perfección en algunos casos que creo que ensayaban en casa los guiones.
Tú en que fase estás?
Buen fin de semana¡¡¡

8 comentarios:

Carlos A. dijo...

Doy fe. El efecto espejo es real como la vida misma (hasta hoy, que dejo de hacerlo).

Anónimo dijo...

Pues yo no lo hago nunca

El Abuelico dijo...

El fenómeno "ventrílocuo" se da con frecuencia en la familia de tu madre, así que si te pasa a ti, puede tener origen genético

marisol dijo...

Otro efecto muy normal es que tu tiene frio o calor y el niño tiene que tener frio o calor
Y no digamos las caras que pones cuando el niño quiere hacer caca y no le sale, haces tu fuerzas igual que el para ayudarle

Marisol dijo...

Gracias por vuestros comentarios, tenéis toda la razón

RKRT dijo...

A mi y a mi mujer tambien nos pasa,jejeje.
Espero que el fenomeno "ventrilocuo" no sea genetico,mi madre es muy buena...
Muy bueno el Blog!!!

Marisol dijo...

me temo que SÍ es genético mi madre y mis tías lo hacen fenomenal¡¡

Mª Eugenia Villar (Mayda) dijo...

¡Pues yo también lo hago! Lo del vetrílocuo no, pero lo de la lengua y el calor/frío sí. ja, ja...